[Recomendación] Tsurezure Children

Sé que llega un poco tarde porque el día de Valentin-san ya ha pasado, pero a día de hoy, también se ha pasado. Pero igualmente me parecía necesario recomendar, y no analizar Tsurezure Children. Para análisis ya os dejo algunos de Filo, Banana Fish, Hunter x Hunter: MeruemLa importancia de Akirao de Char, Inuyashiki, o, Kino no Tabi, y ya que estamos espameando solo decir que podéis esperar mi análisis de Boogiepop wa Warawanai, (que si no la habéis visto todavía os la recomiendo muy fuerte), que llegará una semana después de termine su emisión, o ese es el plan.

Quiero recalcar una cosa, esta serie difiere mucho del contenido habitual de este blog, así que quedas advertido.

Historia

El anime nos sitúa en un instituto de secundaria donde nos muestran la relaciones amorosas de diez estudiantes, de diferentes cursos, y personalidades, y como estas se van desarrollando a medida que van avanzando los capítulos.

Cada pareja comienza de diferente manera y evoluciona de diferente forma. Por ejemplo, los amigos de la infancia que creen estar saliendo, la pareja que son demasiado tímidos para expresar lo que sienten, los que están tan enamorados uno de otro que dan ganas de reventar la pantalla.

Recomendación

Tenéis que verla también

No soy muy fan de las comedias románticas o las series de romance, pero he visto un par, solo unas pocas, ciento cincuenta según MyAnimeList. Pero eso no quiere decir que me gusten, la gran mayoría han sido animes que vi o bien porque estaban en emisión o animes que vi en mis primeros compases en esto del anime. En eso ya se me van unas ciento veinte, ciento treinta, y el resto ya si que fue curiosidad. Con todo esto puedo decir que Tsurezure Children es la única comedia romántica que llega a aspirar una nota de sobresaliente, con perdón de Yahari Love.

Sus historias están escritas con el amor y la dulzura de un niño pequeño que cree en el poder del amor puro, aunque luego el presidente del consejo se vea como alguien que suele frecuentar prostíbulos.

Por cierto, cuando digo dulzura, no hablo de la dulzura como la de Como conocí a vuestra madre. Hablo de una dulzura controlada y ajustada concienzudamente a la escena. Este «ajuste» sobre todo es en los colores, de los que no voy a hablar porque me lo quiero reservar para futuros proyectos, guiño guiño. Por poner algunos ejemplos, cuando están más acaramelados, la paleta de color va tornándose en colores pastel, o bien si están entrando en una situación algo más «»»»erótica»»»», la paleta de colores va inclinándose a los colores más fríos, que son cosas muy básicas, pero que acaban dando mucho juego a lo largo de la serie.

Pasemos al humor. Momento delicado, al menos para mi que no me suelo reír con el humor japonés, pero las bromas que sueltan en la serie son muy casuales, cosas del día a día, o en un plot nada exagerado que da una sensación muy agradable a la broma.

Pasando a otras cosa, hablemos del ritmo y de la duración de los capítulos, que para mi es la segunda mejor carta que juega la serie ¿Alguna vez estáis viendo un capítulo y pensáis, «Esto pa’ que»?, Pues a mi es algo que me pasa casi siempre con los romances y con los hent.

Para evitar caer en este tipo de problemas la serie se obliga a suprimirlos recortando el tiempo de la emisión, porque si quieres un capítulo de veinte minutos necesitas alargarte mucho en cosas muy tontas, pero diez minutos son demasiado pocos para contar una historia demasiado melosa, es decir, hace el combo perfecto.

Un tiempo tan corto y un montaje acelerado en la mayoría de sus capítulos son, sin lugar a dudas, las mejores bazas que tiene la serie quitando que todos los personajes son entrañables, con unas historias mínimamente interesantes sin caer en que el amor lo puede todo o que las relaciones son todas perfectas.

Tiene sus cosillas

Como todo en la vida falla en algo. Hay cierto personaje que es odioso como el solo. Su presencia en si misma es una ofensa a la serie, pero como solo sale tres veces (una de esas tres apariciones solo dice una palabra) se le perdona un poco.

Hay una historia que es muy poco explotada, que si mal no recuerdo aparece en uno o dos capítulos y encima es al final de la serie, dejándote con las ganas de ver las posibles situaciones que se podrían crear a partir de cierto acontecimiento.

Seguramente hay algo que me este dejando atrás, pero que queréis que os diga, no le he visto nada más, o igual es que me gusta tanto que soy incapaz de ver algo más, pero casi podría asegurar que no tiene ningún fallo más.

Vamos cerrando esto que hay que irse

Pues ya estaría hecha la recomendación, espero que si la veis, la disfrutéis tanto como yo. Y si la habéis visto podéis dejar un comentario de lo que os pareció y si le volveríais a echar un ojo.

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: